rel='nofollow' target='_blank'/>

16 noviembre 2010

LA SEVILLA DE ENTONCES

Hoy me gustaría compartir con nuestros lectores algunas imágenes que pueden ayudarnos a situarnos en lo que era Sevilla en aquellos años de finales del siglo XIX y principios del XX, justo cuando el Sevilla FC comenzaba a dar sus primeros pasos.

image

Son imágenes encontradas en una hemeroteca/biblioteca norteamericana escritos en inglés, lógicamente, por algunos de los extranjeros que andaban por estas tierras en aquella época y que realizaron un trabajo de consulta sobre nuestra ciudad, contrastado con algunos planos realizados por sevillanos, como por ejemplo Poley, que diseñó un plano de la ciudad bastante fidedigno sobre 1910.

image

Sevilla prácticamente acababa en el paseo de Catalina de Rivera, extramuros de los jardines de los Reales Alcázares, donde comenzaba un inmenso descampado llamado el Prado de San Sebastián.

image

En la imagen, con la Giralda y la Catedral al fondo, podemos observar la celebración de lo que entonces era la Feria de Abril, consistente en la compra/venta de ganado, nada parecido a lo que hoy conocemos  como tal.

Aquí el Sevilla FC “montaba" y desmontaba” su campo de fútbol en distintos lugares del Prado de San Sebastián entre 1905 y 1912,  trasladando los palos de las porterías y guardándolos probablemente en algún lugar cercano. El objeto más preciado: el balón. Algo muy complicado de encontrar en aquellos momentos en España y que debían importar de Inglaterra cada vez que podían viajar por aquellas tierras.

En 1913 el Sevilla FC consiguió un lugar fijo dentro del Prado debido a la cercanía de la caseta de Feria que el Círculo Mercantil poseía de manera fija y que aprovechaban como vestuarios y para guardar los pocos enseres pertenecientes a la Sociedad de Football de Sevilla.

Tal y como les contamos hace pocos días, en 1916 valló por primera vez el campo conocido hoy como “El Mercantil” y que entonces se le llamaba el ‘Campo de las tablas rojas’.

image

Sobre esos años podemos observar cómo aparecen los primeros edificios como el que vemos al fondo de la ‘Casa de Socorro’, justo donde más tarde se construyó el ‘Equipo Quirúrgico’ demolido hace un par de años también. El campo del Sevilla estaba justo donde hoy se hallan los juzgados, ocupando parte de ese terreno.

En la siguiente imagen podemos observar la Calle Sierpes a finales del siglo XIX, lugar donde se encontraban algunos de los lugares de las celebraciones de los componentes sevillistas, como puede ser el Pasaje de Oriente.

image

Bombines, mascotas, sombreros, (todos debían ir cubiertos); bigotes “a lo Borgoña”, levitas, mujeres con mantones… era la estampa que cualquiera podría observar en esos años tristes y duros de una tierra azotada por el hambre y la miseria. Aunque en la imagen observamos una calle bien cuidada, en realidad era una ciudad maloliente y sucia.

En calle Sierpes y sus alrededores podríamos encontrar esos lugares de celebración desde 1890, como el Grand Hotel de París, o el Café Suizo. Más tarde, muy cerca de allí, en la Calle General Polavieja, nos encontraríamos el ‘American Bar’ que constituiría  lo que sería una especie de sede donde se recibía el correo de la Sociedad y donde se encontraban habitualmente directivos y jugadores  para despachar los asuntos futbolísticos.

image

Una ciudad muy distinta sin duda alguna. Un lugar en el que situarse para poder comprender muchas de las cuestiones de los inicios del mejor y más grande club de Andalucía.

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

   3 comentarios :

  1. ¡Qué me gustan estas cosas de estampitas viejas!

    Muy bonito Carlos.

    ResponderEliminar
  2. Estos posts son preciosos!!

    ResponderEliminar

No se admitirán comentarios "anónimos". Todo comentario debe llevar un nombre o un seudónimo. Gracias.

Buscar en este blog

SOBRE ESTE BLOG

La Palangana Mecánica es un blog particular y las opiniones reflejadas tan solo representan a sus autores de forma particular también.
Con la tecnología de Blogger.

SÍGUEME POR E-MAIL

Seguidores

SUSCRÍBETE A LPM