rel='nofollow' target='_blank'/>

07 julio 2011

AVISO A NAVEGANTES: ¡BARCELONA!

Estas dos últimas temporadas nos hemos centrado en nuestros orígenes escoceses, la naranja amarga y los motores de vapor, han sido los hilos con los que hemos ido tejiendo nuestro tartán.

Las sospechas que se enunciaban, situando en Escocia el germen del Sevilla Football Club, han dado fruto. Aunque sabemos que esa naranja todavía tiene zumo, para la próxima temporada vamos a cambiar de aguas, dejaremos el frío Atlántico y pondremos rumbo al Mediterráneo.

Lo haremos, como no podría ser de otra forma, en nuestra línea de vapores.

Destino, Barcelona.

Puerto Barcelona

Si desde Glasgow llegó por el Guadalquivir nuestra Copa de la UEFA, no es menos cierto, que seis de nuestros diez títulos nacionales e internacionales tienen a Barcelona como denominador común. Incluida esa copa que llegó por el Guadalquivir, en cuya final nos enfrentamos al Espanyol de… Barcelona.

Ante el Sabadell conseguimos nuestro primer campeonato republicano de España; en Montjuich, la primera del Generalísimo; la Liga en Les Corts, ante el Barcelona; en Mónaco fuimos supercampeones de Europa ante el F. C. Barcelona; la citada UEFA; y la Copa de Antonio y Agustín, en el Nou Camp. Contad y veréis que son seis de diez, no está mal.

José María Miró Trepat relanzó y modernizó el equipo que todavía andaba en pañales, dotándolo de estructuras “modernas”; Jorge Graells lo intrudujo en los felices veinte para ser el “eterno campeón de Andalucía”; Kinké, inventó la “escuela sevillista”; Pablo Rodríguez se inspiró en el del F.C. Barcelona para diseñar nuestro escudo…

Muchas casualidades para pensar que en Barcelona podría estar escondida la “pieza perdida”.

Pensarán ustedes que trabajamos al estilo de la “bruja Lola”, y que nos guiamos por criterios esotéricos, aunque la exposición de motivos pudiera dar lugar a pensarlo, descuiden que no es así.

Dicen que “Nunca hay viento favorable para el que no sabe a qué puerto se dirige”.

image

La bitácora dispuesta, sabemos donde está el puerto, solo esperamos que nos acompañen los vientos.

Para finalizar le dejamos una pieza musical con la que todos nos identificamos: “Sevilla”; su autor, Isaac Albéniz, aunque no es barcelonés, al menos es catalán…

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

   2 comentarios :

  1. Como apunte a este magnífico preámbulo de lo que puede ser otra página estelar de nuestra historia comentar que otras finales también tuvieron al FC Barcelona o a la ciudad.

    1948. Copa Eva Perón, precursora de la Supercopa de España con oficialidad de la RFEF. Perdimos ante el Barça 1-0, final jugada a único partido en Valencia.

    2010. Supercopa de España del año pasado. Como recordaréis, 3-1 en Nervión y un bochornoso 4-0 en el Nou Camp. Nuevamente el Barcelona en una final del Sevilla.


    En total, de las 15 finales de títulos que ha jugado nuestro Sevilla Fútbol Club, en ocho merodea la ciudad de BCN para bien o para mal.

    Curioso, eh!


    Fdo. Sevillaolympiakos

    ResponderEliminar
  2. Barcelona puede ser la ciudad que atesore ese pequeño dato que falta, aunque con menos de los datos que tenemos hay quien es decano, o se funda en 1907 por la cara

    Si estos pillasen lo que tenemos ya, no habrían dudado en autoproclamarse nacedores en esa fecha, precisamente los que tanto critican, se contrarian por que podamos haber nacido en 1890.

    ResponderEliminar

No se admitirán comentarios "anónimos". Todo comentario debe llevar un nombre o un seudónimo. Gracias.

Buscar en este blog

SOBRE ESTE BLOG

La Palangana Mecánica es un blog particular y las opiniones reflejadas tan solo representan a sus autores de forma particular también.
Con la tecnología de Blogger.

SÍGUEME POR E-MAIL

Seguidores

SUSCRÍBETE A LPM